Hacia un Desarrollo Global Sostenible: la Agenda 2030 de las Naciones Unidas

¿Desarollo para quien? Campaña de los Objetivos de los Pueblos para el Desarrollo Sostenible

Después de tres años de negociaciones se estableció en 2015 una nueva agenda de desarrollo en la que gobiernos de todo el mundo se comprometieron en avanzar hacia un desarrollo global sostenible durante quince años.

Esta visión global de desarrollo inició el 8 de septiembre de 2000 cuando se presentó la Declaración del Milenio, donde los países miembros de la ONU se comprometieron en el cumplimiento de los 8 Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODMs) como un compromiso global para resolver los problemas internacionales de carácter económico, social, cultural y humanitario.

Sin embargo, para las organizaciones y movimientos sociales los ODMs no profundizaron lo suficiente en comprender y solucionar los problemas estructurales del desarrollo. Además, los compromisos no fueron compartidos de igual forma por parte de todos los países, incrementando la diferencia entre países desarrollados y en desarrollo.

Durante la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Desarrollo Sostenible Río+20 en 2012, fue aceptada la propuesta de los gobiernos de Colombia y Guatemala para discutir la conformación de una serie de Objetivos de Desarrollo Sostenible como la continuación y ampliación de los ODMs. El mundo decidió comprometerse en el diseño y establecimiento de una nueva agenda global de desarrollo 2015 – 2030.

La construcción de la Agenda 2030 fue un gran desafío dada la diversidad de visiones de desarrollo de los diferentes países, sus agendas, necesidades y apuestas propias, esto se suma a la escasa participación de las organizaciones y movimientos sociales, quienes tuvieron muchas dificultades para presentar de forma efectiva sus propuestas con pocas garantías de que estas fueran incluidas en los diferentes espacios de discusión establecidos como lo fueron las reuniones del Panel de Alto Nivel.

El informe final presentado en julio de 2015 sobre los resultados globales de los ODMs presentó un panorama levemente alentador que dejó un fuerte sinsabor de que podría haberse hecho mucho más. Aun así, la Resolución 70/1. Transformar nuestro mundo: la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible fue aprobada el 25 de septiembre de 2015 durante el Septuagésimo período de sesiones de la Asamblea General de las Naciones Unidas estableciendo diecisiete objetivos de desarrollo sostenible (ODS) y ciento sesenta y nueve metas, abordando retos globales como la desigualdad, el cambio climático, los conflictos y la exclusión social de muchas poblaciones. Reconociendo que el modelo actual de desarrollo no es sostenible. No obstante, los compromisos y responsabilidades estarán condicionadas a la voluntad de los gobiernos de turno.

Bill Gates hablando ante la ONU sobre las estrategias para alcanzar la seguridad alimentaria, priorizando las alianzas público privadas y el uso de biotecnologías

La participación efectiva de las organizaciones de la sociedad civil es sin duda es uno de los puntos más críticos, debido a que los gobiernos carecen de los espacios y herramientas necesarias para integrar las voces y propuestas de las organizaciones sociales desde los territorios, sobretodo aquellas en condiciones de mayor vulnerabilidad. Por esto, durante el primer Foro de Países de América Latina y el Caribe para el Desarrollo Sostenible realizado del 26 al 28 de abril de 2017 en México, organizaciones de la región manifestaron a través de una declaración la necesidad de construir espacios abiertos, participativos y constructivos sobre el proceso de implementación de la agenda 2030 en cada país y en la región, tal como lo menciona la Declaración de la Agenda 2030 en la que se manifiesta que la sociedad civil tiene el derecho de participar en la implementación y monitoreo de la Agenda 2030 en todos sus niveles (global, nacional, regional y local).

En Colombia, el gobierno ha constituido la Comisión Interinstitucional para el Alistamiento y Efectiva Implementación de la Agenda Post 2015 y sus Objetivos de Desarrollo Sostenible, realizando una serie de encuentros y espacios de trabajo para el diseño de la estrategia de implementación de la Agenda 2030, sin embargo la información discutida no es de fácil acceso ni es clara la formas de participación desde las organizaciones sociales.

Intentando comprender un poco más sobre las implicaciones de la agenda 2030 en el país y esta visión global de desarrollo, nosotros como Red Nacional de Agricultura Familiar (RENAF) participamos de la Cátedra Unesco sobre Desarrollo Sostenible, una alianza convocada por la Universidad del Rosario en la que participan la Universidad de la Salle, La Universidad Nacional, la Universidad Minuto de Dios, Acción Cultural Popular –ACPO, OXFAM y la RENAF.

La Cátedra tiene como objetivo promover escenarios interdisciplinarios, abiertos e incluyentes a nivel nacional con enfoque territorial, que estimulen un diálogo y acciones permanentes entre la academia, sector público y privado, ONG y comunidades, con el propósito de integrar un sistema participativo de formación, investigación, incidencia política e impacto social para el Desarrollo Sostenible.

Se espera que la Cátedra inicie en el 2018, mientras la alianza de entidades y organizaciones buscará generar espacios de diálogo y trabajo conjunto que permitan articular propuestas y generar discusiones alrededor del desarrollo sostenible. Desde la RENAF promoveremos la discusión desde los paradigmas del Desarrollo frente a la participación de la Agricultura Familiar en la consecusión de los ODS.

Finalmente, es importante resaltar y no olvidar que más allá de que los países logren cumplir las metas y objetivos establecidos las comunidades y organizaciones campesinas, indígenas y afrodescendientes continuarán avanzado en procesos autónomos e históricos de desarrollo hacia el buen vivir y bienestar en condiciones dignas, justas con autonomías y/o soberanías alimentarias que difieren fuertemente de las visiones económicas e industriales base del desarrollo global. Estas visiones propias de los territorios deben ser valoradas, respetadas y usadas como ejemplo de que otras formas de desarrollo social, ambiental, cultural y alimentario son posibles.



Más Información:

Cancillería: Antecedentes de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible

Cancillería: Colombia en la implementación de la Agenda 2030

ONU: AGENDA 2030 Lograr el desarrollo sostenible en un mundo diverso

 

 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *